La detective

        Envuelta en una gabardina gris, con las manos caladas en los bolsillos y tocada con sombrero tipo borsalino, que inclinado sobre el lado izquierdo de la cabeza  le daba cierto parecido con la Piaf, deambulaba por la ciudad paseando su frágil figura, en claro contraste con la fortaleza que exhibía cuando tenía que actuar. … Continúa leyendo La detective

El/la poeta de los viernes. Hoy… Edith Södergran

La última flor del otoño   Yo soy la última flor del otoño. Fui mecida en la cuna del verano, fui puesta en guardia contra el viento del norte, rojas llamas florecieron en mis albas mejillas. Yo soy la última flor del otoño. Soy la simiente más joven de la primavera difunta, es tan fácil … Continúa leyendo El/la poeta de los viernes. Hoy… Edith Södergran

¿Y si las playas fueran de césped?

No hay playa que se precie que no tenga un chiringuito en el que refugiarse los que, como yo, «odiamos» la arena, esa que se incrusta desde los pies a la cabeza y que ni tan siquiera una ducha reparadora consigue ahuyentar. Sí, odio la arena, pero me gusta pasear por la playa antes que la … Continúa leyendo ¿Y si las playas fueran de césped?

De ayer a hoy

Alicaidos (lo escribí hace diez años y sigue vigente) Vivimos tiempos de crisis, palabra maldita que encierra un sinfín de significados y no pocos argumentos para ser esgrimidos ante quienes deben pechar con ella, que no son otros que los de siempre y no quienes la provocaron, que ahora, como suele ser habitual, reclaman del … Continúa leyendo De ayer a hoy

El/la poeta de los viernes. Hoy… Alfonsina Storni

Esta tarde Ahora quiero amar algo lejano... Algún hombre divino Que sea como un ave por lo dulce, Que haya habido mujeres infinitas Y sepa de otras tierras, y florezca La palabra en sus labios, perfumada: Suerte de selva virgen bajo el viento... Y quiero amarlo ahora. Está la tarde Blanda y tranquila como espeso … Continúa leyendo El/la poeta de los viernes. Hoy… Alfonsina Storni

La mujer de rojo

Abrió el armario ropero y buscó el vestido que guardaba para las ocasiones especiales. Se sintió satisfecha al contemplar su cuerpo, esbelto aún, en aquel espejo testigo de tantos despertares y de alguna que otra decepción. Esbozó una sonrisa, se puso el vestido y adornó su cuello con un discreto, pero elegante collar de perlas, … Continúa leyendo La mujer de rojo

Transitando

Cinco años ya, se dijo, al contemplarse en el espejo del cuarto de baño. En aquella mañana de verano se cumplía el quinto aniversario de su jubilación. Él, que siempre fue un inconformista, se resistía a arrojar la toalla y dejarse llevar por la corriente con la que discurre el río del destino. Se rebela … Continúa leyendo Transitando